¿Qué dice la Biblia sobre el cuidado del cuerpo?

Uno de los mayores ídolos en la actualidad es el cuerpo, hoy en día miles de hombres y mujeres viven para el cuerpo, nuestra generación se caracteriza por los gimnasios y la belleza externa en la cual se invierte mucho dinero para poder lograr el cuerpo perfecto.

Pero, ¿Qué dice la Biblia sobre el cuerpo? ¿Debe el cristiano endiosar el cuerpo como se hace en la actualidad? ¿debemos pasar horas en un espejo contemplándonos o queriendo ser más bellos?, en este artículo vamos a estudiar que dice la Biblia y cuál es su enseñanza de este tema.

La Biblia dice sobre el cuidado del cuerpo que a través de él debemos glorificar a Dios, porque le pertenece. La Biblia aborda el respeto y el cuidado que debemos tener por nuestro cuerpo, para que podamos llevar una vida correcta, saludable y agradable a Dios.

Vea también: ¿Debe un cristiano tomar bebidas alcohólicas?

¿Qué nos dice la Biblia sobre el cuerpo?

La administración del cuerpo es fundamental para servir a Dios. La Biblia advierte a los cristianos sobre la importancia del cuidado del cuerpo. Los creyentes deben entender que no son dueños de su propio cuerpo, sino que son administradores del mismo en servicio del Señor.

Siempre que se habla de la mayordomía cristiana, la mayordomía del cuerpo suele ser un punto olvidado. La gente hace hincapié en la administración de los dones, los talentos, los conocimientos y, sobre todo, las posesiones, pero se olvida de que, ante Dios, también tenemos el deber de cuidar nuestro cuerpo.

Qué dice la Biblia sobre el cuidado del cuerpo 1 Corintios 6 15

Los redimidos también sirven a Dios cuando cuidan adecuadamente su cuerpo. A continuación podemos citar tres razones principales por las que la administración del cuerpo es una disciplina tan importante.

Vea también: ¿Qué dice la Biblia sobre el Dinero?

Dios es el creador de nuestros cuerpos

En primer lugar, la administración del cuerpo es importante porque nuestro cuerpo fue creado por Dios. No somos el resultado de un proceso evolutivo ni el fruto del azar. De hecho, somos el resultado del consejo de Dios: «Hagamos al hombre a nuestra imagen y semejanza» (Génesis 1:26).

En el Salmo 139, David se asombra de la obra de Dios en relación con el cuerpo humano. Al hablar de la formación del cuerpo, David presenta a Dios como un artista que produce su obra maestra.

El salmista reconoce incluso lo inescrutable que es la acción de Dios en este proceso, y declara: «¡Te alabo porque soy una creación admirable! ¡Tus obras son maravillosas, y esto lo sé muy bien!» (Salmo 139:14).

Por lo tanto, debemos considerar la administración del cuerpo como el cuidado de algo que ha sido cuidadosamente diseñado y formado por Dios.

Relacionado: ¿Qué es la Sabiduría de Dios?

Donar Holybiblia Paypal

Dios se encargó de redimir nuestro cuerpo

La administración del cuerpo es importante porque también es el objetivo del plan de salvación diseñado por Dios en la eternidad.

Nunca podemos hablar de la obra de la redención al margen de sus implicaciones para nuestro cuerpo. Cristo redimió no solo nuestra parte espiritual, sino también nuestra parte material.

Esto significa que sin la redención del cuerpo, la obra de salvación no está completa. La gran consumación de toda la historia de la redención ocurrirá en el día del regreso de nuestro Señor Jesucristo, cuando nuestros cuerpos sean glorificados.

La glorificación del cuerpo es la última etapa del proceso de salvación. Algunos se equivocan al pensar que viviremos eternamente como seres incorpóreos en una especie de paraíso.

La Biblia dice que nuestros cuerpos serán resucitados, y lo que es corruptible se vestirá de incorrupción, y lo que es mortal se vestirá de inmortalidad (1 Corintios 15:51-54).

Los efectos del pecado serán eliminados definitivamente y nuestros cuerpos glorificados se parecerán al cuerpo de Cristo resucitado (Filipenses 3:20,21). Será así como los creyentes vivirán toda la eternidad al lado del Señor en el nuevo cielo y la nueva tierra.

Vea también: ¿Es Pecado Bailar según la Biblia?

Nuestro cuerpo es templo del Espíritu Santo

Dios no quiere solamente de nosotros nuestro corazón, o nuestra alma. En la cruz, Cristo compró a sus ovejas en su totalidad, por tanto, nuestro cuerpo es muy importante para el Señor.

El apóstol Pedro escribe que los redimidos son «propiedad exclusiva de Dios» (1 Pedro 2:9). El apóstol Pablo escribe que nuestro cuerpo es el templo del Espíritu (1 Corintios 6:19). En el mismo versículo, el apóstol subraya aún más nuestro papel de administradores del cuerpo, pues no nos pertenece.

Pablo señala además que los creyentes fueron comprados por un alto precio. Entonces, en vista de esta maravillosa verdad, advierte: «Glorifica, pues, a Dios en tu propio cuerpo» (1 Corintios 6:20).

Relacionado: ¿Qué significa Nacer de Nuevo en la Biblia?

Cuidar el cuerpo es un mandamiento bíblico

Hemos visto que nuestro cuerpo ha sido creado, redimido y habitado por Dios. Por lo tanto, su objetivo principal es glorificar a Dios. Solo a través de una buena administración del cuerpo podemos cumplir este propósito.

De manera muy directa las Escrituras dicen que nunca debemos poner nuestro cuerpo al servicio del pecado. La Palabra de Dios enseña que no debemos permitir que el pecado domine nuestros cuerpos mortales.

Nuestro cuerpo no puede ser un medio para obedecer los deseos de nuestra vieja naturaleza (Romanos 6:12).

Las inmoralidades, las impurezas y los vicios, son los enemigos de la administración fiel del cuerpo. Por eso, en lugar de ofrecer los miembros de nuestro cuerpo al pecado, como instrumentos de injusticia, debemos ofrecerlos a Dios, como instrumentos de justicia (Romanos 6:13).

Esto significa que en la visión bíblica, el proceso de santificación para Dios involucra a toda la persona; no solo el espíritu, sino también el cuerpo con cada uno de sus miembros.

Pablo habla de la relación de nuestro cuerpo con el culto a Dios. Escribe: «Por lo tanto, hermanos, tomando en cuenta la misericordia de Dios, les ruego que cada uno de ustedes, en adoración espiritual, ofrezca su cuerpo como sacrificio vivo, santo y agradable a Dios.» (Romanos 12:1).

Relacionado: ¿Qué es la Mayordomía en la Biblia?

Cuida tu cuerpo

¿Qué pasa con el cuidado diario de su bienestar y salud? ¿Respetamos los límites de nuestro cuerpo? ¿Estamos atentos a sus síntomas? ¿Lo alimentamos correctamente y de acuerdo con sus restricciones?

Sin duda, estas preocupaciones deben formar parte de la correcta administración del organismo. Hay personas que viven como si odiaran su propio cuerpo. Pero el cuidado del cuerpo es algo tan importante que en la Biblia sirve como figura del cuidado de Cristo con su Iglesia (Efesios 5:29).

El sabio escritor de Proverbios aconseja: «El hombre bondadoso se hace el bien a sí mismo, pero el hombre cruel daña su propio cuerpo» (Proverbios 11:17).

Seamos, pues, fieles administradores del cuerpo que Dios nos ha confiado. Que la administración del cuerpo sea el objeto de nuestra preocupación diaria. Como dice el apóstol Pablo, que Cristo sea engrandecido en nuestro cuerpo, ahora y siempre, ya sea en vida o en muerte (Filipenses 1:20).

Hay personas que llevan al extremo el cuidado del cuerpo, esto no es de Dios debido a que se llama idolatría, por tanto, si quieres profundizar más, te invitamos a ver el siguiente video.

Te puede interesar:

¿Por quién debe votar un cristiano?

¿Por quién debe votar un cristiano?

Una pregunta importante que debemos resolver a la luz de la Sagradas Escrituras es por quién debe votar un cristiano ...
Leer Más
Es pecado pedir dinero prestado según la Biblia

¿Es pecado pedir dinero prestado según la Biblia?

En la actualidad es muy común tener acceso al préstamo, desde una entidad bancaría hasta personas que viven de la ...
Leer Más
Es pecado usar métodos anticonceptivos según la Biblia

¿Es pecado usar métodos anticonceptivos según la Biblia?

Lo primero que debemos entender es que las Escrituras no tratan específicamente sobre el control de la natalidad. Este tema ...
Leer Más
Es pecado hacerse a una cirugía plástica según la Biblia

¿Es pecado hacerse una cirugía plástica según la Biblia?

Para nadie es un secreto que la cirugía plástica abunda en latinoamérica y que a pesar del costo y los ...
Leer Más
Es pecado Dudar de Dios

¿Es pecado Dudar de Dios?

Es común ver personas que dudan del obrar de Dios. A menudo nos encontramos en situaciones tan difíciles que comenzamos a ...
Leer Más
Es pecado Ver Televisión

¿Es pecado Ver Televisión según la Biblia?

Hoy en día muy pocos cristianos están en contra de la televisión, de hecho, en las iglesias locales, a los ...
Leer Más